Tanto internamente como externamente las comunicaciones deben ayudar a construir los valores de marca definidos. En distintos momentos y lugares y a través de distintos canales debemos ser coherentes en el que y el como contamos los mensajes para impactar a nuestras audiencias.